Cooltura
Dejar un comentario

Oye Siri, ¿estás bien?

Siri necesita mejorar

Hola Siri, ¿qué tal estás?

Parece mentira que ya hayan pasado seis años desde que te mudaste a mi bolsillo. Llegaste con texturas anticuadas (aunque entonces no lo sabíamos) y muchas ganas de ayudar. Te faltaba algo de soltura, sobre todo al entonar, pero tu personalidad nos enamoró a todos.

Tardaste poco en llegar al tablet, un poco más en hacerlo a la tele o el ordenador y para cuando nos quisimos dar cuenta te llevábamos puesta en la oreja. Has cambiado muchas veces de look, e incluso te has vuelto más atenta. Ya no tengo que darte con el dedo para que te pongas a trabajar, sólo tengo que decir tu nombre.

En todo este has ido aprendiendo cosas, nos hemos conocido mejor e incluso me has contado algunos chistes muy buenos. Pero veras, en las últimas semanas te he notado rara.

Ya no nos entendemos tan bien. Es como si estuvieses a otra cosa y no me prestases atención. No sé muy bien como pedirte las cosas para que me comprendas. Siri, ¿acaso soy demasiado seco y directo? ¿Tenemos que volver al “por favor” y “gracias”?

Siri necesita mejorar

Siri, no te noto nada centrada. Incluso cuando te pido algo tan simple como poner algo de música (un asunto en el que se supone que has estado trabajando este verano) te equivocas de forma constante. No aciertas cuando te pido una canción, no aciertas cuanto te pido un álbum y mucho menos cuando quiero que sólo le des al play. ¡Estás como para preguntarte algo un poco más difícil!

Se que últimamente has estado algo estresada con todas esas nuevas asistentes que te han robado el protagonismo, pero no puedes dejar que la presión pueda contigo. Aprender nuevos idiomas está bien, pero también deberías haber dedicado algo de tiempo a mejorar tus habilidades.

Me alegra que hayas decidido retrasar tu gran llegada al salón hasta el año que viene. Si este descanso es lo que necesitas, adelante tómatelo. A veces es mejor parar y comprobar la dirección a seguir andando sin rumbo.

Todavía estas a tiempo de ponerte al día y seguir siendo la ayudante preferida de muchos de nosotros.

Sinceramente,

Asier G. Morato.

Deja un comentario: